Es un tributo municipal directo, de carácter real, de gestión compartida por el Ayuntamiento, y la Agencia Tributaria,consecuentemente:

- La gestión censal (altas y bajas de actividades, variación de elementos, cambio de domicilio fiscal, etc.) corresponde en la Agencia Tributaria.

- La gestión tributaria (concesión de beneficios fiscales, devolución de recibos, etc.) corresponde al Ayuntamiento, o bien al Servicio de Gestión Tributaria de la Diputación, si la ha delegado por medio del correspondiente convenio.

 

Lo pagan:

Las personas jurídicas, sociedades civiles y las entidades del artículo 35 de la Ley General Tributaria que realizan actividades económicas y empresariales en el territorio nacional y tengan un importe neto de la cifra de negocios (INCN) igual o superior al millón de euros.

 DescripciónTamaño
icono application/pdfArtículo 35.4 de la Ley General Tributaria12.97 KB
Imagen volver atrás