Versión para impresión

Arte con nombre de mujer en la exposición itinerante de la Diputació

  • Las pensiones artísticas de la corporación provincial constituyeron una plataforma para la promoción y proyección de las artistas valencianas. ‘Memòria de la Modernitat’ recoge muestras de su trabajo
Imagen
24/11/2018

Dar visibilidad a las mujeres artistas valencianas, reivindicar su trabajo y su valía, así como reflejar el apoyo que las pensiones de la Diputació de València supusieron para el impulso de sus carreras. Éste es el principal objetivo de la sección ‘Mujeres artistas en la Diputació. Nuevas narrativas entorno al arte contemporáneo’, enmarcada dentro de la exposición itinerante ‘Memòria de la Modernitat’, que actualmente puede visitarse en la Casa de Cultura de Ontinyent.

 

La mujer como artista o como fuente de inspiración para el arte. Ambas opciones son válidas para refrendar el protagonismo que la exposición con los tesoros artísticos de la Diputació concede a las mujeres. Según explica Mireia Ferrer, profesora de la Universitat y una de las comisarias de ‘Memòria de la Modernitat’, “es necesario trazar una genealogía de las artistas valencianas, mostrar y enfatizar su presencia en estos certámenes, ya que ellas no han contado con el debido protagonismo en los grandes relatos que la historiografía ha realizado sobre el arte valenciano del siglo XX”.

 

Ésa es una de las potencialidades de la exposición con un centenar de obras del patrimonio artístico de la Diputació, que en palabras de los expertos, “ayuda a reescribir la historia del arte valenciano”. Y en esa historia no pueden faltar estas pensiones de la corporación, que constituyeron una plataforma para la promoción y proyección de las artistas valencianas recién tituladas.

 

Pensiones artísticas

 

Cabe destacar que las pensiones de la Diputació también ayudaron a desmontar falsos mitos sobre la valía y el talento de las mujeres artistas, cuyas obras habían sido invisibilizadas y minusvaloradas. Y es que, como explica la comisaria de ‘Mujeres artistas en la Diputació’, “el sistema del tribunal y jurado, para garantizar la imparcialidad, determinó utilizar un sistema anónimo de plica”. De esta manera, “la decisión del jurado no estaba determinada por el favoritismo o, en este caso, por la tradición que excluía a las mujeres sin distinción como precepto consuetudinario”.

 

En la década de los años treinta y cuarenta ya hubo presencia femenina en estos concursos, pero se tuvo que esperar hasta los sesenta para la aparición de la primera mujer pensionada por la Diputació, Aurora Valero. Fue entre 1966 y 1968 cuando se produjo la auténtica irrupción de las mujeres, que acapararon los premios de becas de la Diputació en sus distintas secciones, donde destacaron artistas expresionistas como Fina Inglés, Carmen Mateu o Ángeles Marco.

 

También merecen especial atención las ganadoras del importante Premio Alfons Roig: Carmen Calvo, Soledad Sevilla y la propia Ángeles Marco, que obtuvieron este reconocimiento entre los ochenta y los noventa, época en la que, por primera vez en la historia del arte valenciano, algunas de estas grandes artistas que habían sido pensionadas por la Diputació comenzaron a ejercer la docencia en la Facultad de Bellas Artes.

 

 

Escala en Ontinyent

 

Desde el pasado 29 de octubre, se puede disfrutar en Ontinyent de esta exposición itinerante que ha tenido una excelente acogida en su paso por Requena, Alzira y Gandia, donde lleva acumuladas más de 40.000 visitas. La Casa de Cultura de la capital de la Vall d’Albaida albergará esta muestra hasta febrero de 2019. En las tres primeras semanas en Ontinyent, más de 2.000 personas han descubierto ya el rico patrimonio artístico de la Diputació.

 

Una de las obras destacadas de la selección que se exhibe en Ontinyent es ‘Joven’ (1961), de la primera becada de la Diputació, Aurora Valero, en la que se puede observar la preocupación por lo humano de la artista con ciertos toques expresionistas. Asimismo, ‘Memòria de la Modernitat’ incluye otras importantes obras creadas por mujeres, como ‘Obreros’ (1970), de Carmen Mateu, que aplica la técnica mixta del collage; o ‘Rear window’ (2005), de Tania Blanco, en la que la artista juega con la falsa ilusión de arquitecturas omnipresentes que envuelven el espacio.

 

En cuanto a las obras inspiradas por mujeres, cabe destacar ‘Pescadoras valencianas’, uno de los trabajos que mejor define la trayectoria de Joaquín Sorolla y que se ha convertido en la imagen de la exposición de la Diputació a su paso por Ontinyent.  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Imagen volver atrás

Subscipción al boletín de Noticias

Para darse de alta en el boletín de Noticias de la Diputación de Valencia introduzca aqui su correo electrónico:

Intranet