La Diputació ayuda a la Granja de la Costera a convertir su calle principal en un bulevar con wifi y parque infantil