Abulaila: “La importancia de mis fotografías radica en las personas”